Yoga y Consciencia Corporal

¿Qué hacemos en los encuentros?

Despertar la consciencia del propio cuerpo, sentirlo, vivenciarlo, habitarlo, escucharlo.

El yoga nos permite entrar en sintonía con nuestros aspectos físicos, emocionales y espirituales, esa unión es su esencia, esto sucede mediante la atención al propio cuerpo, a la respiración, y la realización de asanas o posturas.

Su aspecto transformador de la energía, nos posibilita un espacio de apertura, de más claridad en nuestras vidas, nuestro cuerpo se vuelve más flexible, y también nuestros pensamientos, damos lugar a nuestras emociones sin juzgarlas., de esa manera nos brindamos un espacio trasformador de aquellas que nos causan dolor, encontramos bienestar, serenidad, relajación, sanación, aprendemos a desarrollar la Sensopercepción, nos aventuramos a el conocimiento de nosotras mismas, un camino de registro, de nuestra corporalidad, un registro del mundo, significando cada experiencia como propia.

Exploramos, experimentamos, sensibilizamos, vivenciamos el propio cuerpo, sus posibilidades de movimiento y su sentir, en una observación plena, en una aceptación plena.

Por lo anterior nombrado, en las clases son tomadas en cuenta las individualidades, el ritmo de cada alumna, en sus posibilidades de movimiento, en su proceso, en su sentir, sin exigencias, las clases son un acompañamiento de la esencia de cada mujer, en su descubrirse en la práctica de Yoga, en sus *habilidades corporales, que se irán adquiriendo y desarrollando en el aprendizaje de las *Asanas, y sus beneficios que son:

Aumento de la flexibilidad.
Fortalecimiento muscular.
Mejora el equilibrio.
Mejora el sistema inmune.
Mejora la postura.
Aumento de la oxigenación de tejidos.
Mejora el sistema circulatorio.
Fortalecimiento de los huesos.
Fortalecimiento del sistema
cardiovascular.
Regula el sistema nervioso.
Regula es sistema hormonal
Regula de la presión arterial, los niveles de azúcar, colesterol y triglicéridos.
Mejora la digestión.
Favorecen también las capacidades cognitivas como la memoria y la concentración.

También recorreremos el camino de :

Los *mantras (sonidos primales como el OM) cuyas vibraciones por repetición de la palabra y su significado son transformadores de la energía y nos conecta con la divinidad.

La *respiración consciente (ejercicios respiratorios) que nos ayudan a canalizar las emociones, las tensiones y así liberar resistencias tanto físicas como mentales.

Las *meditaciones, para re-encontrarte con vos misma, y ver con claridad.

Los *mudras (gestos con las manos) expresiones silenciosas que activan, liberan, cierran, armonizan, los Chakras , las energías, o algunas funciones corporales.

Te invito habitar tu cuerpo de manera consciente, a despertar tu percepción creando nuevos recursos, de interacción interna y para con el mundo exterior, te invito a escuchar y sensibilizar tu cuerpo, agudizar tu intuición, y así abrazarte en todo aquello que estés percibiendo, sintiendo, que esté aconteciendo en todo tu Ser. Te invito a crear nuevos espacios, a conocer nuevas formas.

Te invito a estar en plena Presencia.

Vanesa Chico
Espacio en Movimiento.